SIGUEME

Sigueme en WikilocSigueme en YouTubeSigueme en FacebookSigueme en Google+Sígueme en Twitter

Aviso:

M.R.M.S. no es una guía de rutas y senderos, es responsabilidad suya el realizar algo de lo aquí expuesto.

viernes, 4 de julio de 2014

ROCIGALGO

                                 Otra cumbre mas, en este caso el Corocho de Rocigalgo que con sus 1448 mts. es la cima de Toledo. La ruta un paseo la verdad, a pesar de los casi 20 kms de trayecto, esta cima fue para mi una gozada el haberla realizado este pasado 31 de Mayo, día  de mi cumpleaños.


                                 Hablamos de una zona en el Parque Natural de Cabañeros, una zona preciosa, allí la tienen muy valorada, para Ana y para mi fue como estar en casa, clima y terreno mediterráneo, era como subir uno de los canutos de mi comarca.



                                 Como comentaba antes, era un 31 de Mayo, amanecimos en La Puebla de Montalban, en la casa de mi amigo Fernando, a quien desde aquí mando un fuerte abrazo y un beso para su madre.
                                  Nos levantamos a una hora semiprudente para nosotros ( osea medianamente tarde, serian las 9 ) y ya también casi como un ritual en alguna de estas andaduras, nos encaminamos a comer chocolate con churros.




                                 Una vez nos despedimos de nuestros amigos, nos dirigimos a Navalucillos ( no recuerdo bien 40-60 kms), desde allí nos encaminamos a la caseta de información del Parque Nacional de Cabañeros en el Barranco del Chorro ( como nos dirigimos, esta vez y las ultimas tantas con un track que me auto-gestiono vía google-earth para evitar problemas de despistes, nunca mejor dicho, evitar coger otra pista o camino)



                               Ya allí en la caseta, te atiende amablemente y te dan un par de folletos informativos, también esto depende de la ruta que vayamos a hacer, hay un total de 4 o 5, nosotros hicimos la numero 1.



                               La salida creo recordar que  justo las 12:30, es nuestra hora, el track, uno de tantos de Wikiloc, aunque no es muy necesario en gran parte del recorrido, pues esta bastante bien señalizado, pero yo reconozco que a mi me gusta salir con tracks.
                              Por cierto lo de las 12 a veces estamos muy condicionados, por la zona donde nos quedamos, normalmente nunca a poco mas de 5 0 10 kms de donde se realizan estas rutas, eso si llevo años y nunca se me ha hecho de noche y que esto generara un problema.



Centrándonos algo en lo que fue la ruta en si ( y para abreviar ya que estoy haciendo esta crónica con un portátil de mas de 10 años, ya que el HP de dos casi ha petado, vaya una cosa mala). Comentaba que narrare un poco lo que fue esta ruta, al comienzo centrándome algo en los folletos que nos dieron, y a continuación lo que para mi fue lo mejor de la ruta...


Con estos rotulitos y la hoja de ruta yo iba bastante entretenido y sin prisas. El 1, hablaba de el Bosque Mediterráneo, de los arboles que allí nos encontramos, la encina, el alcornoque, el quejigo. y en menos medida de la jara, el brezo, madroño y cornicabra y alguno mas.


Cruce con la ruta de La Encina, una miniruta de un par de kms que te acerca a una hermosa y grandiosa encina centenaria.



No ha hecho otra cosa que comenzar la ruta, al principio mucha pista.



Numero 2, el Bosque Ripario o de Ribera, el que crece a la orilla de los ríos. Donde habita el fresno, el sauce cenizo y a veces aliso, conviven con el castaño, arce y algunas trepadoras.





El folleto llama a esto, una Turbera y es lo que hay en frente al otro lado del río. Allí nos encontramos juncos y brezos, justo en el centro de la foto, verde claro. Se habla de mucha humedad, también del mirto y del musgo en especial el esfagno.



Continuamos por la pista, bastante entretenido con la lectura de estas zonas marcadas como de interés.



Pista de zahorra y para arriba.... serian las 13 horas, no hacia calor.


Seguimos subiendo aun por pista, el camino se iría estrechando y cruzaríamos el río alguna vez, pero por pista.



Aun así, había humedad y agua en otros lugares inesperados.



Luego, nos meteríamos bajo la sombra de los arboles y al fresco del río, nos cruzábamos con alguna que otra persona pero pocas, una paz nos sosegaba, que tranquilidad, apetecía descansar algo y eso hicimos... algunas de las veces que llego a estos lugares donde se oye cantar a los pájaros y el sonido del río te cautiva, me acuerdo de esas figuras retoricas de San Juan de la Cruz




"Mi Amado las montañas
los valles solitarios nemorosos,
las ínsulas extrañas,
los ríos sonorosos,
el silbo de los aires amorosos,

la noche sosegada
en par de los levantes de la aurora,
la música callada,
la soledad sonora,
la cena que recrea y enamora"


Entiendo que es importante, que la ruta te vaya ganando poco a poco, no desesperar en ver grandes cosas nada mas llegar, este track te lo va racionando poco a poco todo su encanto.


Apartado 4 del tríptico de esta senda nos habla de los vertebrados, nombran ciervos y cabras monteses, por arriba los buitres, mas escurridizo el mirlo acuático ( no creerán que estará allí esperándome a que yo llegue ) que vive en el humedal y entorno a la cascada que es fuente de vida para anfibios y galápagos.... salvo buitres de estos nombrados no vi alguno, eso si me tropecé con alguna lagartija, jeje y un zorro.



Ambos mas arriba en la montaña.

Continuamos la ruta, aun por pista, pero ya nos quedaría poco, yo continuaba con mis fotos.


Todo lo que me parecía interesante, diferente, lo perpetuo en una instantánea.


Todos los paneles informativos, no los leo todos in situ, y tampoco a posteriori, pero si muchos.


Numero 5 de 8, según folleto informativo del parque. Habla de la flora de otra época, acebo, abedul, tejo, de los helechos.


Estamos en la zona que llaman la "Toma de Agua" a esta zona ya hay gente que se vuelve.... ahora dejamos la pista y tomamos una senda que empieza en unas escaleras y en una dura pendiente. (abandonamos el río momentáneamente).




Numero 6 el Relieve ( si que entretienen estos números). Narran de un relieve accidentado, escasa altura, y suaves cumbres. Cordillera antigua, desgastada y erosionada que dan lugar a estas vistosas pedrizas que son los restos que quedan originadas por la ultima glaciación.


Una vez salvado ese repecho, entramos en una vereda muy bonita y estamos bajo sombra.


En un hueco del camino vemos esta cerrada, sin duda alguna es la zona conocida como "La Cornisa"


Cruce, al Chorro 3 minutos, 45 a la chorrera chica y aun mas de dos horas a Rocigalgo.

Pero antes el 7 un abrigo de pastor.


El Sestil es un abrigo seminatural rocoso que los cabreros usaban para protegerse del calor y también para madurar el queso.


Levantaban unos muros para proteger el abrigo.

Ahora si, lo dejamos en el cruce y nos encaminamos a uno de los platos fuertes del día, El Chorro. Uf no.... antes el numero 8 camino del chorro, nos encontramos El Rebollar.



Un pequeño rebollar, o Roble Melojo, roble típico Mediterráneo, alguno hay por aquí por la zona de El Pelayo y alguna zona mas.
Crece a mayor altitud que la encina y suele estar acompañado de majuelo, brezo y helecho.

                          Ahora si, por fin....








Hay cosas que no se pueden describir con palabras... ni siquiera una imagen y menos de las mías, hay que estar allí para entenderlo, yo vivo en una zona que tiene lugares muy cerca parecidos a este... pero da igual, no te cansas, de verlos de gozarlos, de hecho creo que estuvimos allí como 15 o 20 minutos.


El panel informativo habla de un Edén del Norte, también de los 18 metros de cascada, y de algunas especies herederas de las glaciaciones que se pueden observar aquí, en El Chorro de Navalucillos.

Ahora retrocedimos unos metros para llegar de nuevo al cruce y de nuevo otra pequeña subida.


Próximo destino... La Chorrera Chica. Aquí en este lugar, si que es verdad que muchos se dan la vuelta, de hecho uno de los programas que dan, solo llega hasta aquí.


En el camino nos tropezaremos con zonas parecidas a las que anteriormente vimos en frente, unas pedrizas.


Y de aquí a la Cornisa.


Pasaremos por el medio de toda esa zona rocosa, y a la derecha del todo la cornisa o paso de la cadena.


Buen sitio para almorzar.


Además a la sombrita.


Esta zona es preciosa, la roca me recuerda a la zona de las Batuecas, donde se encuentran las famosas pinturas rupestres.


Ya estamos en el paso algo conflictivo, con caída a distinto nivel.



No es complicado pasarlo, solo que hay que tener mucha precaución.



Ana pasando por la cornisa.


Y seguimos en busca de la chorrera chica.



Para llegar aquí, tenemos que tomar un pequeño desvío, osea salirnos algo de la ruta que va a Rocigalgo. Pero sin duda merece...



Precioso, de veras.

A la salida. fue cuando nos cruzamos con el zorro, que supongo que vendría a beber agua.


El animal estuvo esquivandonos y esperando que nos fuéramos para bajar de nuevo.


Otra vez camino y para arriba.


En la chorrera chica, encontramos dos o tres parejas que se volvían y no subirían mas....


Estas imágenes son un aviso de lo que pronto nos tocaría ver.


Una mirada atrás.


El sendero de nuevo se pone precioso.



Ahora el camino pica para arriba, cruzaríamos el arroyo en lo que es sus comienzos o casi nacimiento, también nos cruzamos con los últimos chavales que creo que hicieron cima.


Sin casi darnos cuenta, estamos inmerso en un bosque de Robles Rebollo o Melojo... espectacular, no tiene precio estar allí.



Un rebollar de considerables dimensiones.


Ya no había río, se quedaba atrás, esta parte era la cabecera y estábamos llegando a lo que es un puerto o collado.


Que pena que terminara el bosque, pero en breve habría que repetir todo de vuelta, salvo las chorreras ya que ambas están apartadas algunos metros de el camino principal.


Ya tenemos a la vista casi, a Rocigalgo... nos queda un repecho.


Yo se que Rocigalgo esta allí, pero veo muy bien que se señalicen las cimas, chorreras, arboles singulares y demás.


El ultimo tramo feote.


Las vistas preciosas y mas cuando subes a la cima mas alta de una provincia, esto casi te garantiza una bonita panorámica.


Quizás ya sean muchas señales, quizás, como muchas las fotos de esta entrada... pero hay algo allá arriba, algo raro. Una montaña de piedras marcando lo que parece la cima, sin ser el punto mas alto... raro al menos.


Ya veo el hito, un pequeño cercado y lo que para mi es la parte mas alta de todo aquel cerro.


Eso si, un poco impresentable este ultimo tramo, el anterior parecía mas natural, esto parece una escombrera.


En fin... contento de subir, preciosa la subida.


Disfrutamos de un ratito allá arriba, fotos como siempre, marcas en el track, el ritual que yo le llamo.


Bueno y vámonos que amenaza lluvia, de hecho bajando algo nos callo, unas gotitas, algo de viento fresco... algo pesado el final de la vuelta sobre todo al llegar a la pista y poco mas que contar, que fue un excelente regalo de cumpleaños que culmine esa noche de regreso a Avila, pasando por El Tiemblo aunque sea de noche para poder ver a los tan ansiados Toros de Guisando.